Home Actualidad Incidentes en Gimnasia – Boca: qué pasó en una noche insospechadamente gobernada...

Incidentes en Gimnasia – Boca: qué pasó en una noche insospechadamente gobernada por la barbarie, entre sobreventa de entradas, represión y un hincha muerto

13
0

LA PLATA.– Irrespirable. El fútbol argentino vivió una noche de asfixia. Uno mas. el partido entre Gimnasia Y Bocaen el Bosque de la Plata, tuvo que ser suspendido a los nueve minutos del primer tiempo por la incidentes que comenzó fuera del estadio y terminó en el terreno de juego. Padres abrazando a sus hijos. ojos inyectados en sangre Tos. Desesperación. no aprende ni con el AFA ni con el liga profesional ni con el nombre con que se pretenda llamar. Y todo terminó de la peor manera, cuando poco antes de la medianoche se confirmó la muerte de un fanático. César Regueiro57, por “muerte súbita” cuando era trasladado en ambulancia, según confirmaron las autoridades de seguridad.

¿Qué sucedió? Había gente que en día laborable, y al filo de un fin de semana largo, llegaba a tiempo y con el billete en la mano. El estadio de Gimnasia ya estaba lleno. ¿Hubo sobreventa? Seguramente. ¿También elenco? Probablemente. ¿Errores compartidos? Como están las cosas.

Las cosas no iban bien desde el principio. Hubo tensión desde el principio. Se podía sentir algo. Empuja, aprieta. El juego todavía comenzó. Hasta que los excesos externos se hicieron insoportables sobre el césped. El humo de los gases afectó a todos. Aficionados, jugadores, cuerpos técnicos, directivos. Grandes y, lamentablemente, pequeños. Las imágenes fueron impactantes.

Puertas cerradas al comienzo de los problemas.

Las puertas del estadio fueron cerradas para impedir la entrada de más simpatizantes del Lobo

Se podía oler en el aire. De hecho, durante la semana, una decisión de Lobo causó preocupación: vender boletos generales en el partido menos indicado del campeonato, en el que, quizás, podría estar en juego el título con la visita de Boca, el líder. Por eso, en un principio, aunque lejanos, no sorprendieron algunos insultos al presidente del club tripero, Gabriel Pellegrino.

Los jugadores fueron directos al vestuario. Algunos intentaron averiguar cómo estaban sus familiares, en los palcos y plateas. La confusión se extendió por todos los rincones del estadio. Mucho más con las detonaciones que resonaban en el vacío y el aullido de las sirenas.

El estadio de Gimnasia estuvo de fiesta para recibir al líder de la Liga Profesional, con la posibilidad de que el Lobo se acercara a la vanguardia, pero la noche terminó en caos y barbarie.Captura de pantalla

Los sonidos de balas de goma en las calles cercanas, en el bosque, sacudieron. Según testigos, la policía lanzó gases lacrimógenos por todas partes. Mucho de. demasiados. A pie y a caballo. La gente no sabía dónde refugiarse. En medio del aturdimiento, los que pudieron salir se agolparon en el área de vestuarios. Otros se apiñaron contra las puertas. Podría haber sido una tragedia.

El comienzo de los incidentes.

Dentro del estadio, con las puertas cerradas, el ambiente llegó a un límite de tensión. Nadie sabía qué hacer. Hubo momentos en que, a través del celular, todos intentaban comunicarse con todos. El mensaje fue el peor de todos: sin señal. Nada peor que la incertidumbre. ¿Cómo mantener la calma en medio de una erupción de violencia? Imposible.

Al parecer, todo comenzó cuando la policía atacó a los hinchas sin fijarse bien en quién iba delante, incluso menores de edad. Hasta que finalmente se descomprimió la situación, cuando se dio la orden de abrir las puertas.

Lo que pasó afuera del estadio

Graves incidentes fuera del estadio de gimnasia

Como para dar más salida al asunto, el club también decidió liberar los accesos al terreno de juego. La postal del campo repleto de aficionados fue conmovedora y, al mismo tiempo, tranquilizadora. Allí se podía respirar aire fresco.

Testigos confirmados LA NACIÓN que vieron a la gente “desmayarse”, en medio de un panorama desolador, parecido al de una “guerra”, mientras llegaban las ambulancias.

Todo era paradójico. Al mismo tiempo que la gente no podía ingresar al estadio, Pellegrino dijo en una radio local, Cielosports: “Hoy [por anoche] Es un juego para ganar. Si ganamos hoy y con Banfield salimos campeones. Y si no puedes ganar hoy, un empate estaría bien seguro. El equipo logró construir algo lindo, que es estar en los primeros lugares”. El caos se estaba desatando. Todo dicho. Nadie es plenamente consciente de las dimensiones de los disturbios.

Al mismo tiempo que las imágenes transmitían los desmanes, el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, aseguró en LN+: “Había problemas para entrar. Muchos aficionados que querían entrar sin entrada.

En tanto, el intendente de La Plata, Julio Garro, sostuvo que los hechos comenzaron fuera del estadio y aseguró que hubo gases lacrimógenos allí y algunos en el estadio. El jefe comunal señaló que las ambulancias del SAME y de Defensa Civil trasladaron a más de 100 personas que resultaron afectadas por los hechos.

Garro añadió que hubo “falta de previsión y planificación” para un encuentro de estas características. “No es un juego más, es un juego que requiere atención”, dijo.

Gran parte del público irrumpió en el campo para escapar del asedio en las gradas en medio de gases lacrimógenos.
Gran parte del público irrumpió en el campo para escapar del asedio en las gradas en medio de gases lacrimógenos.Captura de pantalla

El mensaje de la AFA no se hizo esperar en las redes sociales: “La @afa repudia enérgicamente los hechos de público conocimiento ocurridos hoy en las inmediaciones del estadio @gimnasiaoficial y expresa su compromiso de seguir trabajando para erradicar este tipo de episodios que empañan la fiesta de fútbol”.

“No entendíamos lo que estaba pasando. Vimos gente corriendo y nos desesperamos. Le dimos a la gente el agua que teníamos. Fue loco. Lo único que nos importaba eran nuestras familias. Todo venía de afuera”, dijo el gimnasta Guillermo Enrique.

Poco importará lo que se disputó en esos nueve minutos en los que el balón iba de aquí para allá sin un dominador nato. Lo preocupante estaba afuera, en ese ambiente que invadía el deporte. Y pensar que los visitantes aún no regresan al fútbol argentino, en una lucha frenética por saber si lo harán en algún momento. Ya no importa. El fútbol argentino llora otra víctima.●

Conoce El Proyecto Confianza

Leer la nota Completa > Incidentes en Gimnasia – Boca: qué pasó en una noche insospechadamente gobernada por la barbarie, entre sobreventa de entradas, represión y un hincha muerto

Previous articleMercadona alerta de una estafa por correo en su nombre: cuidado con sus ‘tarjetas regalo’
Next articlePor esta razón Kate Walsh salió de Grey’s Anatomy en 2007 siendo odiada por el elenco
Via Pais
Vía País es una red de sitios web de noticias de la Argentina. Cuentan con cobertura nacional a través del mismo sitio web www.viapais.com.ar y además de diferentes sitios regionales en las principales plazas del interior del país, como: Rosario, Córdoba, Mendoza y Buenos Aires.